Página 8 de 8
Ir a la página Anterior  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8
 

Mensaje Re: Estudio sencillo del libro de los Hechos, desmenuzándolo verso a verso.

#106  Graciela Dom 23 Sep, 2018 20:08

Ayer, los judíos de Éfeso que creyeron le pedían a Saulo que se quedara a hablarles más de Yeshúa y del Nuevo Pacto; pero él no accedió.
Hechos 18:21 escribió: 
sino que se despidió de ellos, diciendo: Es necesario que en todo caso yo guarde en Jerusalén la fiesta que viene; pero otra vez volveré a vosotros, si Dios quiere. Y zarpó de Éfeso.

A ver... ¿A qué va a Jerusalén?... A celebrar una fiesta bíblica.

En este punto, los cristianos dicen que él celebraba las fiestas y guardaba la Torá, porque era judío... Es una pena, porque esa afirmación demuestra mucha ignorancia de la Escritura.

Las citas bíblicas (moedim, tiempos designados) las pensó Dios desde el Génesis, cuando creó el sol y la luna. Dijo que era para señalar los tiempos designados, en hebreo moedim, que después fueron traducidos como estaciones, y luego mal interpretados como primavera, verano, otoño, invierno. No, esa palabra moedim significa testimonio, solemnidades, tiempo, hora señalada, lugar, o reunión, y es utilizada justo en Levítico 23, cuando Dios ordena las citas anuales a Moisés. En Génesis 1 todavía no había sido formado el hombre, y ya las citas estaban preparadas.
Levítico 23:2 escribió: 
Habla a los hijos de Israel y diles: LAS FIESTAS SOLEMNES DE JEHOVÁ, las cuales proclamaréis como santas convocaciones, serán éstas:


Esto nos lleva al siguiente punto. LAS FIESTAS BÍBLICAS NO SON DE LOS JUDÍOS, son del Eterno. En primer lugar, no son de los judíos, porque en el Monte Sinaí, cuando Levítico 23, había doce tribus, no sólo una. Estaban Rubén, Simeón, Isacar, Leví, Gad, Benjamín, Judá, Zabulón, Neftalí, Aser, Dan, y las tribus de los dos hijos de José, Manasés y Efraín.

En segundo lugar, ese verso Levítico 23:2 dice claramente: las fiestas de Jehová, del Eterno. Son de Él, las diseñó para citarse con su pueblo cada semana en el séptimo día, y otras siete veces en el año: cuatro veces en la primavera, y tres veces en el otoño.

Y no sólo son citas para estrechar su relación con su pueblo; también son las señales proféticas: las moedim de primavera apuntaron al Mesías. Las moedim de otoño apuntan a la Segunda Venida.

Esto nos lleva al tercer punto. Jamás dijo Dios que haría dos pueblos con dos leyes diferentes. En ninguna parte de la Escritura se indicó que en el futuro, los judíos serían poseedores de la Torá, y los cristianos serían un pueblo SIN LEY.
Éxodo 12:49 escribió: 
La misma ley será para el natural, y para el extranjero que habitare entre vosotros.

Esto lo sabía Saulo de Tarso, por eso les dijo a los efesios:
Efesios 2:12‭, ‬19 escribió: 
En aquel tiempo estabais sin Cristo, alejados de la ciudadanía de Israel y ajenos a los pactos de la promesa, sin esperanza y sin Dios en el mundo. Así que ya no sois extranjeros ni advenedizos, sino conciudadanos de los santos, y miembros de la familia de Dios,

¿Te parece que Saulo dice aquí “una ley para nosotros, y otra ley para los gentiles”?
Romanos 11:24 escribió: 
Porque si tú fuiste cortado del que por naturaleza es olivo silvestre, y contra naturaleza fuiste injertado en el buen olivo, ¿cuánto más éstos, que son las ramas naturales, serán injertados en su propio olivo?

A los romanos les dijo lo mismo. Un solo olivo es el bueno, no dos. Yo fui cortada del olivo silvestre, e injertada en el buen olivo, y por eso ahora soy parte de la familia de Dios, coheredera de las promesas y conciudadana de los santos. Por lo tanto, el Instructivo que yo sigo es la Torá. Una sola Ley, un solo Dios, un solo olivo. NO DOS.

Por eso, cuando vemos a Saulo acudiendo a Jerusalén a una moedim, sabemos que así estaba enseñando a las nuevas congregaciones. ¿Y por qué acudía a Jerusalén? Porque aún había templo, y varias fiestas eran peregrinas, es decir, tenían que celebrarlas en el templo. Por eso el templo fue destruido en el año 70, ¿recuerdas que Yeshúa lo profetizó? Porque, como le dijo a la samaritana: llegaría el tiempo en que ya no se acudiría ni a Jerusalén ni a Samaria, porque el Eterno busca servidores en espíritu y en verdad.

Mañana veremos qué hizo Saulo después de acudir a la moedim a Jerusalén.

Nosotros acabamos de celebrar Yom Teruah, la fiesta de las trompetas. Y nos preparamos para Yom Hakkipurim y Sukot...

¡Shalom!
 



 
avatar
blank.gif Graciela Femenino
Site Admin
 
Registrado: Octobre 2017
Mensajes: 287
  • Volver arriba Página inferior
 


Mensaje Re: Estudio sencillo del libro de los Hechos, desmenuzándolo verso a verso.

#107  Graciela Mie 26 Sep, 2018 20:57

Ayer se aclaró que las fiestas del Eterno NO son DE los judíos, y quien NO las celebra, está transgrediendo los mandamientos dados en Levítico 23, porque el libro de los Hechos muestra que aún estaban vigentes en el primer siglo, cuando los apóstoles y discípulos estaban cumpliendo la misión encomendada. Y no es sólo el libro de los Hechos (bíblico histórico) sino que también fuentes históricas extra bíblicas apoyan estas evidencias, como ya lo he mostrado otras veces, que en las iglesias del Asia Menor (donde aún sobrevivía Juan, el último apóstol) todavía celebraban Pésaj, y los romanos los presionaban para que dejaran esa “fiesta judía”. Aquellos romanos, como muchos cristianos ahora, demostraban su ignorancia de las Escrituras, al afirmar tal cosa. Viven en desobediencia, creyendo que son muy fieles.

Veamos qué hizo Saulo después de la fiesta.
Hechos 18:22‭-‬23 escribió: 
Habiendo arribado a Cesarea, subió para saludar a la iglesia, y luego descendió a Antioquía. Y después de estar allí algún tiempo, salió, recorriendo por orden la región de Galacia y de Frigia, confirmando a todos los discípulos.

Me lo imagino instruyendo a los nuevos creyentes acerca de la fiesta a la que recién había acudido.
Hechos 18:24‭-‬25 escribió: 
Llegó entonces a Éfeso un judío llamado Apolos, natural de Alejandría, varón elocuente, poderoso en las Escrituras. Éste había sido instruido en el camino del Señor; y siendo de espíritu fervoroso, hablaba y enseñaba diligentemente lo concerniente al Señor, aunque solamente conocía el bautismo de Juan.

Quién sabe qué enseñaba y predicaba este judío helenizado, pero lo hacía de todo corazón, con mucha sinceridad... y estaba sinceramente equivocado.
Hechos 18:26 escribió: 
Y comenzó a hablar con denuedo en la sinagoga; pero cuando le oyeron Priscila y Aquila, le tomaron aparte y le expusieron más exactamente el camino de Dios.

Mira la docilidad de este hombre. Permite que se le muestre el error. ¡Qué bendición encontrar gente así! Y no sólo eso, sino que también se corrige...
Hechos 18:27 escribió: 
Y queriendo él pasar a Acaya, los hermanos le animaron, y escribieron a los discípulos que le recibiesen; y llegado él allá, fue de gran provecho a los que por la gracia habían creído;

… hasta el grado de llegar a ser instrumento útil para el Señor.

Algunos hermanos, negándose a hacer auditoria de su doctrina, me han dicho que no es posible que el Señor hubiera permitido tal engaño por dos mil años. Y ahora, revisando el libro de Lucas, donde toda la evidencia apunta a que LA TORÁ NO FUE ABOLIDA, ni se fundó una nueva iglesia, me pregunto: ¿Cómo que permitió el engaño? Todo el tiempo hemos tenido en las manos esta recopilación de lo sucedido en el primer siglo... Y también hemos tenido a mano las epístolas que apoyan lo dicho por Yeshúa en Mateo 5:17. ¿Cuál engaño? Más bien es lo que dijo Yeshúa:
Mateo 13:13‭-‬15 escribió: 
Por eso les hablo por parábolas: porque viendo no ven, y oyendo no oyen, ni entienden. De manera que se cumple en ellos la profecía de Isaías, que dijo: De oído oiréis, y no entenderéis; Y viendo veréis, y no percibiréis.  Porque el corazón de este pueblo se ha engrosado, Y con los oídos oyen pesadamente, Y han cerrado sus ojos; Para que no vean con los ojos, Y oigan con los oídos, Y con el corazón entiendan, Y se conviertan, Y yo los sane.

No cerraremos nuestros oídos ni nuestros ojos, si es que somos ovejas del redil del Buen Pastor

¡Shalom!
 



 
avatar
blank.gif Graciela Femenino
Site Admin
 
Registrado: Octobre 2017
Mensajes: 287
  • Volver arriba Página inferior
 

Mensaje Re: Estudio sencillo del libro de los Hechos, desmenuzándolo verso a verso.

#108  Graciela Sab 20 Oct, 2018 20:17

Ayer apareció un tal Apolos, judío de Alejandría, fiel al Señor y muy dócil para corregir el enfoque, cuando se le mostraron los errores que estaba cometiendo. Esa docilidad le permitió ser un testigo confiable…
Hechos 18:28 escribió: 
porque con gran vehemencia refutaba públicamente a los judíos, demostrando por las Escrituras que Jesús era el Cristo.

Ahora sí estaba predicando al Mesías correcto, ahora sí enseñaba el mensaje de Yeshúa.
Hechos 19:1‭-‬3 escribió: 
Aconteció que entre tanto que Apolos estaba en Corinto, Pablo, después de recorrer las regiones superiores, vino a Éfeso, y hallando a ciertos discípulos, les dijo: ¿Recibisteis el Espíritu Santo cuando creísteis? Y ellos le dijeron: Ni siquiera hemos oído si hay Espíritu Santo. Entonces dijo: ¿En qué, pues, fuisteis bautizados? Ellos dijeron: En el bautismo de Juan.

A ver… detengamos aquí un poco el relato… cuando Apolos comenzó a predicar, dijo Lucas que sólo conocía el bautismo de Juan, y entonces Priscila y Aquila lo corrigieron. Ahora Saulo llega a Éfeso y encuentra creyentes que sólo conocen el bautismo de Juan. ¿Qué significa esto? Saulo lo explica.
Hechos 19:4 escribió: 
Dijo Pablo: Juan bautizó con bautismo de arrepentimiento, diciendo al pueblo que creyesen en aquel que vendría después de él, esto es, en Jesús el Cristo.

El bautismo de Juan, esa purificación que él vino a anunciar, era de TESHUVÁ, es decir, de VOLVER a la Torá. El pueblo judío acostumbraba estas purificaciones por inmersión, por diferentes motivos, y ahora Juan les decía: “purifíquense, dejen la halajá, y vuelvan a la Torá del Eterno; límpiense de toda contaminación de tradiciones de hombre, para que estén listos para cuando llegue el que viene detrás de mí.”

Recordemos que ésa fue la misión de Juan el Bautista:
Isaías 40:3 escribió: 
Voz que clama en el desierto: Preparad camino a Jehová; enderezad calzada en la soledad a nuestro Dios.

Juan fue enviado a que el pueblo regresara a la Torá, que estudiaran bien a los profetas y los Salmos, y así pudieran reconocer al Mesías cuando llegara. Los que hicieron teshuvá antes de que Yeshúa apareciera, lo reconocieron, y lo siguieron. Adquirieron el conocimiento puro, sin contaminación, sin sincretismos ni malas interpretaciones, y siguieron al Mesías correcto, no al que los líderes religiosos les estaban enseñando.

Nótese aquí que cuando Juan comenzó su ministerio, aún no llegaba Yeshúa. Por lo tanto, esa purificación sólo era para hacer teshuvá, no se hacía bajo la autoridad del Mesías. Es decir, no se hacía en el Nombre de Yeshúa (lo cual realmente significa bajo su autoridad, no que el Nombre sea un amuleto, talismán, o algo mágico).

Entonces, cuando viene Yeshúa, toma la autoridad, y ahora la Torá tiene lo que le hacía falta, ahora al Instructivo se le agregan las partes que le hacían falta: el perdón de los pecados, la ayuda para no seguir pecando, y la Presencia Divina morando en cada creyente.

Entonces, aquellos judíos de Éfeso sólo tenían el conocimiento de volver a la Torá, una columna de la fe. Les faltaba la otra columna, que era el Mesías; les faltaba que la Presencia Divina viniera a hacer tabernáculo (suka) dentro de ellos.

No es que ellos, o Apolos, no fueran sinceros al principio. Eran MUY SINCEROS … pero ESTABAN SINCERAMENTE EQUIVOCADOS. Les faltaba la otra columna, como dijo Yeshúa:
Mateo 5:17 escribió: 
No penséis que he venido para abrogar la ley o los profetas; no he venido para abrogar, sino para CUMPLIR.


Esa palabra CUMPLIR es el Strong #4137. pléroó, que significa “cumpliese, cumplido, llenos, para hacer completa, para completar” y que en la Biblia en inglés se traduce como FULFILL, que significa LLENAR. Es decir, el Nuevo Pacto incluye la Torá >>>Y EL MESÍAS. No >>>O el Mesías. No… >>>Y el Mesías. Ambas columnas.

La Torá por sí sola no salva a nadie. Para entender este concepto, cada Shabat hemos estado estudiando La Paradoja Paulina, una revisión minuciosa de todas las palabras que Saulo de Tarso escribió a las congregaciones, y que si se malinterpretan, se termina quitando la columna de la Torá, y se deja sólo la columna del Mesías. Pero eso es DESOBEDECER justo las Palabras del Mesías, las de Mateo 5:17.

La Torá por sí sola no salva a nadie, por eso los sacrificios de animales solo servían para CUBRIR el pecado, no para ELIMINARLO.

Mañana seguiremos analizando este suceso en Éfeso.

¡Shalom!
 



 
avatar
blank.gif Graciela Femenino
Site Admin
 
Registrado: Octobre 2017
Mensajes: 287
  • Volver arriba Página inferior
 

Mensaje Re: Estudio sencillo del libro de los Hechos, desmenuzándolo verso a verso.

#109  Graciela Sab 27 Oct, 2018 18:38

Aquellos judíos de Éfeso, que sólo conocían el bautismo de Juan, es decir, NO conocían al Mesías que Juan anunciaba…
Hechos 19:5 escribió: 
Cuando oyeron esto, fueron bautizados en el nombre del Señor Jesús.

Esto quiere decir “bajo la autoridad del Adon Yeshúa.
El concepto de autoridad es un concepto que sólo existe en la iglesia cristiana respecto de pastores, líderes, curas, apóstoles, el Papa, etc. Pero al parecer no lo tienen muy claro respecto del Eterno, Yeshúa, la Torá, el Aliento Santo. De hecho, desde el momento que han permitido que la Torá sea eliminada, están en DESACATO contra la autoridad del Creador.

Por eso, al DESCONOCER el concepto de autoridad de Yeshúa, como el Profeta que el Eterno prometió, que hablaría SÓLO lo que el Padre le dijera, han convertido en un ídolo el nombre de Jesús, como si el nombre por sí sólo tuviera poderes sobrenaturales y mágicos. Lo mismo pasa con la sangre del Mesías. La usan para todo, como si de un talismán se tratara. Como quien usa una cruz para enfrentarse al vampiro.

En realidad todo se trata de autoridad. ¿Quién tiene la autoridad suprema? El Creador Todopoderoso. Él es invisible, es Espíritu, lo dice la Escritura. Para hacerse visible, emanó al Hijo, a quien le entregó todos sus atributos, y quien es ahora la imagen visible del Dios invisible. Por eso el Hijo es el Verbo, la Palabra, la Dabar. Lo que el Hijo dice, es como si lo dijera el Todopoderoso mismo. Así fue que por medio de Él creó todas las cosas, lo dice el Evangelio de Juan. Es decir, por medio del Hijo dio INSTRUCCIONES a toda la creación; por eso el perro ladra, el sol quema, los astros giran, la nube derrama lluvia, etc. Toda la creación es obediente, menos el ser humano, porque a nosotros se nos dio libre albedrío, es decir, tenemos libertad para elegir si aceptamos o no la autoridad del Todopoderoso.

Es un error creer que la Torá fue dada por primera vez en el Monte Sinaí. Esto equivale a decir que todos los seres humanos anteriores a Moisés (Abraham, Sem, Noé, Set, Abel, etc.) vivían SIN Torá, es decir, SIN Instrucciones, en total anarquía. Y la Escritura nos revela que tenían Instrucciones.
  • Vemos a Adán y a Eva desobedeciendo la Instrucción de no comer del árbol prohibido.
  • Caín y Abel presentaron ofrendas, sacrificios al Eterno.
  • Noé sabía cuáles animales eran puros y cuáles inmundos.
  • Abraham vivió una vida agradable al Eterno porque obedeció sus Instrucciones.

Esto es consistente con el carácter del Eterno, de orden, totalmente opuesto a la anarquía.

Cuando sucedió el evento en el Monte Sinaí, la situación había cambiado. El pueblo no estaba conformado ya sólo por una familia (la de Abraham) sino por miles de personas, entre hebreos y la multitud mezclada. Las Instrucciones tenían que ser más específicas, y ahora por escrito.

Desde entonces, y hasta antes de la llegada de Yeshúa, el Instructivo mandaba, la Torá indicaba qué hacer, cómo y cuándo... Indicaba qué NO hacer, lo que estaba MAL hacer, y también indicaba el castigo por desobedecer (la muerte). Paralelo a esto último, se especificó la forma de no morir, en el sacrificio de animales puros e inocentes, lo cual NO eliminaba el pecado; es decir, NO eliminaba la desobediencia y la rebeldía del ser humano, sólo CUBRÍA el pecado,es decir, la transgresión a la Torá.

Por lo tanto, el pueblo vivía BAJO la autoridad de la Torá, que quiere decir que, como constantemente estaban desobedeciendo, siempre estaban bajo el peligro de ser castigados por la misma Torá.

¿Por qué esto fue defectuoso? Por la desobediencia del ser humano. Es blasfemia pensar que Dios hizo algo imperfecto ¿cierto? Por lo tanto, si las Instrucciones (Torá) eran prefectas, ¿por qué se dice que el trato fue defectuoso? En ese trato entre Dios (perfecto), la Torá (perfecta), y el hombre… el único imperfecto es el hombre. Había que darle a ese trato lo necesario para que se ELIMINARA en el hombre el impulso de querer desobedecer.

Cuando el Eterno envió a Yeshúa, su Hijo, en forma de hombre, le encomendó:
  1. Que mostrara cómo se debía obedecer la Torá, echando por tierra toda tradición o mandamiento de hombre.
  2. Mostrar cómo usar el amor y la misericordia del Eterno, en combinación con Su Justicia, para obedecer la Torá.
  3. Morir en el lugar de la humanidad, recibir Él mismo el castigo que nos correspondía como pago por transgredir las Instrucciones, la Torá.
  4. Resucitar, y ascender al cielo como Vencedor.

Al cumplir cabalmente con esta misión, el Hijo pudo decir entonces:
Mateo 28:18 escribió: 
Y Jesús se acercó y les habló diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra.

No dice “me SERÁ dada” en futuro. No. Habla en presente.

Por eso ahora ya no estamos BAJO la Ley, no estamos BAJO la Torá, porque la Escritura dice:
1 Juan 3:9 escribió: 
Todo aquel que es nacido de Dios, NO PRACTICA EL pecado, porque la simiente de Dios permanece en él; y no puede pecar, porque es nacido de Dios.

Esto no significa que ya no cometamos errores. Lo que esto significa es que quien ha decidido obedecer la Torá del Eterno, bajo la autoridad de Yeshúa el Mesías, ha entrado en el Nuevo Pacto, el cual incluye que la Torá es escrita en el corazón y la mente del creyente. Equivale a insertar un chip que hace que DESEEMOS obedecer la Torá.

Por eso, el Nombre que es sobre todo Nombre, NO es un talismán, ni la Sangre del Mesías es un conjuro mágico, que puedan repetirse como MANTRAS para hacer peticiones y obtener bendiciones.

No. El Nombre de Yeshúa contiene (hasta en su significado literal) la autoridad del Eterno Todopoderoso, y para estar bajo Su autoridad, debemos obedecer Sus Instrucciones.

Así que a partir de ahora, cuando digas “¡En el Nombre de Jesús!” pregúntate si realmente estás BAJO la autoridad del Hijo.

¡Shalom!
 



 
avatar
blank.gif Graciela Femenino
Site Admin
 
Registrado: Octobre 2017
Mensajes: 287
  • Volver arriba Página inferior
 


Página 8 de 8
Ir a la página Anterior  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8


Ocultar¿Este tema fue útil?
Compartir este tema
Correo a un amigo Facebook Twitter Windows Live Favorites MySpace del.icio.us Digg SlashDot google.com LinkedIn StumbleUpon Blogmarks Diigo reddit.com Blinklist co.mments.com
technorati.com DIGG ITA linkagogo.com meneame.net netscape.com newsvine.com yahoo.com Fai Informazione Ok Notizie Segnalo Bookmark IT fark.com feedmelinks.com spurl.net
Enlazar este tema
URL
BBCode
HTML



Usuarios navegando en este tema: 0 registrados, 0 ocultos y 1 invitado
Usuarios registrados conectados: Ninguno